Criaturas Mitológicas Chinas

La historia y la cultura china están bien representadas a lo largo de todas sus leyendas, que incluyen grandes deidades, seres fantásticos y sorprendentes criaturas mitológicas que pueden diferenciarse entre la inclinación del bien y el mal, así como ambos a la vez.

Muchas son las que podemos encontrar si nos acercamos hasta sus historias o si vemos las estatuas que están instaladas en el país, así como en los templos y sus alrededores. Pero más allá de ser considerados seres mitológicos y de cuentos, simbolizan muchas cosas para ellos.

Índice

    10 Criaturas Mitológicas Chinas más FascinantesCriaturas Mitológicas Chinas

    Las criaturas mitológicas chinas son complejas. Hay animales con poderes y habilidades extraordinarias, así como monstruos de otro mundo que llegaron para conquistar la vida de los humanos. Los chinos son bastante respetuosos de sus creencias y la verdad, resultan completamente fascinantes.

    Pero para conocer más a fondo sobre todas las características y elementos que envuelven a estas bestias, te mostraremos diez de las más populares e importantes para que puedas descubrir un poco sobre su historia. A continuación, nuestro TOP 10 de criaturas mitológicas chinas.

    1. Fènghuáng

    El Fènghuáng, también conocido como el Fénix Chino, es un ave mitológica que tiene un sinfín de elementos simbológicos y que representan muchísimas cosas, importantes para las creencias y los valores de la cultura asiática. Por ello, su cuerpo, las plumas y las extremidades tienen un valor.

    En el caso de las plumas, estas se encuentran en cinco colores diferentes, representando cinco valores distintos. Las blancas representan benevolencias, las negras honestidad. En el punto de las rojas el conocimiento y las azules la integridad. Por último, las plumas amarillas son para la educación.

    Y claro, cada parte de su cuerpo está representando elementos de la naturaleza. La cabeza son los cielos, mientras que las patas simbolizan la tierra. Los ojos son el sol y la cola hablan de todos los planetas existentes. Las alas el viento y la luna se representa en la espalda del ave.

    2. Shang Yang

    Pero hay otras aves importantísimas para la mitología china como Shang Yang, un pájaro enorme y con cuerpo regordete, así como con alas gigantes que tiene la capacidad de expulsar toda el agua de consume como si fuese lluvia.

    Se dice que los granjeros invocaban el espíritu de Shang Yang en tiempos de sequía para que sus huertos no murieran. Si esta no aparecía, tenían que enfrentar una pérdida inminente de toda la producción anual, así que veneraban a la criatura constantemente.

    Shang Yang está representada como una gran ave que suele beber agua de los ríos en grandes cantidades. De esta manera, puede surcar los cielos con tal velocidad que es imperceptible para la vista, pero que puede regar grandes hectáreas verdes y hacerlas crecer.

    3. Qílín

    Las leyendas afirman que Qilín apareció en el jardín del emperador Huang Di para anunciar el nacimiento de Confucio. Esta criatura está descrita como un gran caballo gigante, el cual posee una sabiduría y un conocimiento de la justicia altamente sensible.

    Por esa razón, se cree que Quilín aparecía a los grandes gobernantes y emperadores de las dinastías que compartían esos valores para poder representarlos en fuerza y en poder. Generalmente se les describe como seres pacíficos, pero si perciben la injusticia se pueden tornar violentos y vengativos.

    Las características físicas de Quilín lo detallan como una especie de caballo con escamas grandes en lugar de pelo. Su cabeza es la de un dragón con colmillos filosos y una melena enorme recubre su espalda. Pero muchos lo conocen como el Unicornio Chino por poseer un gran cuerno en la frente.

    4. Dilong

    A pesar de ser considerada una criatura terrestre, Dilong también se conoce como la gran dominante de los ríos, pues puede sumergirse hasta las profundidades de los estancamientos y hacerse con el poder de todas las vidas marinas.

    Dilong en realidad, es un dragón femenino que tiene la capacidad de reproducirse. Se cree que además de dominar las aguas, también podía surcar los cielos en busca de la luz, ya que tenía el poder de absorberla y llamar la atención de Sheng long.

    Pero Dilong es una criatura pacífica y calmada. Sus descripciones la especifican como un gran y largo dragón que posee un par de cuernos largos en la cabeza, parecidos a las de un reno y con muchas escamas que recubren todo su cuerpo como protección.

    5. Píxiū

    En Chinas hay cientos de estatuas de Píxiū, pues esta criatura es utilizada como una simbología de las riquezas y la fortuna. Se describe como un león con alas que consumía solo oro y piedras preciosas, pues era su única fuente de alimentación.

    Las leyendas le dan un sentido más amplio a su simbología, cuando el Señor de los Cielos le dio una patada a su Píxiū después de que defecara en la alfombra del palacio, haciendo que sus tripas quedaran selladas instantáneamente y evitando que pudiese hacerlo de nuevo.

    Esto es interpretado por los chinos como una forma de evitar que el dinero se esfume después de haberlo conseguido. Por esa razón suelen llevar varios colgantes y dijes de Píxiū creados con jade después de cerrar un negocio o para pedir por crecimiento económico.

    6. Shen Long

    La contraparte de Dilong es Sheng Long, un sorprendente dragón que tenía el poder de controlar las nubes, el viento y las lluvias, pues su poder principal era hacer llover sobre la tierra para que las plantas y la naturaleza pudiera alimentarse del agua.

    Sheng Long tiene la capacidad de dominar los cielos sin ser percibido por nadie, ya que tiene una cubierta de escamas azules que suele variar en tonalidades, dependiendo de la que esté presente en el cielo, evitando que así puedan verlo.

    Se dice que los agricultores y campesinos respetaban mucho a Sheng Long y evitaban hacer ofensas u olvidarse de sus ofrendas, ya que, si lo molestaban de alguna forma, todas sus cosechas del año podían perderse debido a que el castigo recibido era la falta total de lluvia y la sequía.

    7. Tāotiè

    Las descripciones tradicionales de Tāotiè lo convierten en un monstruo envuelto en el misterio, ya que todas las estatuas o esculturas encontradas por los veneradores solo son una gran y enorme cabeza de un ogro horrendo.

    La creencia más popular de Tāotiè lo describen como un gran ogro glotón que simboliza la gula, pues todo aquel que esté estrechamente vinculado con la alimentación extrema sin fines alimenticios, recibe un dije de la criatura como especie de castigo identificativo.

    La historia cuenta que Tāotiè era una criatura enorme que devoraba todo a su alcance, sean seres vivos o alimentos. Tanta fue la necesidad de la bestia para alimentarse, que terminó comiéndose su cuerpo entero dejando solo la cabeza, ya que no podía alcanzarla con la boca.

    8. Nian

    La celebración del Año Nuevo Chino tiene un origen mitológico en la criatura Nian, que significa precisamente “año”. Y es que, se describe como una enorme bestia con cabeza de león, cuerpo acorazado y grandes garras que salía solo una vez para atacar a los pueblerinos.

    Nian vivía en las profundidades del mar y cada año aparecía el mismo día y a la misma hora para comerse a todos los humanos a su paso, así que los pobladores huían. Un día apreció un hombre con una gran capa roja y fuegos artificiales, logrando espantar a la criatura.

    Debido al éxito, los chinos siguieron haciendo lo mismo los años siguientes, confinando a Nian a vivir eternamente en el mar. Por esa razón, se cree que el año nuevo chino tiene un nacimiento histórico en la defensa de este poderoso animal de la mitología china.

    9. Qióngqí

    Las leyendas del Qióngqí lo ubican en la colina de una montaña llamada Gui, en donde estaba repleto de alimento y un hábitat tranquilo para vivir. Pero debido a la interrupción de los hombres, adquirió una necesidad por la carne humana así que se convirtió en una criatura asesina.

    El Qióngqí se describe como un gran y corpulento tigre, el cual está equipado con dos alas enormes y unas garras filosas con las que suele desgarrar a sus víctimas. Por esa razón, también se le conoce como una de las bestias devora hombres más temibles de la mitología china.

    La característica simbológica que representa al Qióngqí es la de traicionero, pues al parecer solía encantar a sus víctimas como una criatura inocente, para luego atacarlos en el momento en que hayan sucumbido a sus encantos de felino.

    10. Jiangshi

    La muerte para los chinos era todo un ritual de respeto y tradiciones. Pero cuando alguien moría de manera ocasionada, ya sea por un suicidio o a través de un asesinato, las almas no descansaban en paz, convirtiéndose en una criatura temible y vengativa llamada Jiangshi.

    Se cree que Jiangshi es el equivalente a los Zombis, ya que podían volver del más allá en el mismo cuerpo descompuesto del muerto para asesinar a todo aquel que se cruzara en su camino, sin importar que fuese el responsable de su desdicha o no.

    Aunque otras leyendas también le atribuyen la venganza a Jiangshi por un entierro mal realizado, que no cumpliese con los estándares que solicitaba las religiones y creencias de los chinos. Los cuerpos de estos monstruos estaban totalmente descompuestos y horripilantes.

    👉Criaturas Mitológicas Chinas👉

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir